Novedades
Inicio / Jutbas / Paradas en el mes de Radjab (3) La injusticia con uno mismo: multiplicidad en malas acciones y disminución en buenas acciones.

Paradas en el mes de Radjab (3) La injusticia con uno mismo: multiplicidad en malas acciones y disminución en buenas acciones.

Jutbat el viernes 06/04/2018 con Sheij Mahmoud Gaafar

Paradas en el mes de Radjab (3)

La injusticia con uno mismo: multiplicidad en malas acciones y disminución en buenas acciones.

 

Introducción: Muchas personas cometen injusticias consigo mismos cuando se privan del bien y de la felicidad, y se acercan al mal y a la desgracia, Dijo Subhanah:

(إِنَّ اللَّهَ لَا يَظْلِمُ النَّاسَ شَيْئًا وَلَكِنَّ النَّاسَ أَنْفُسَهُمْ يَظْلِمُونَ) (يونس:44)

Ciertamente, Dios no es injusto en absoluto con los hombres, sino que los hombres son injustos consigo mismos. (10:44).

Pregunta:¿Cómo llega a ser el ser humano injusto consigo mismo? La respuesta será nuestro tema de hoy.

 

Primer tipo de injusticia con uno mismo: multiplicar las malas acciones

1.- Cometiendo las prohibiciones: cualquier acercamiento a las prohibiciones de Allah es una injusticia, Dijo Subhanah:

(وَمَنْ يَتَعَدَّ حُدُودَ اللَّهِ فَقَدْ ظَلَمَ نَفْسَهُ) (الطلاق:1)

Y quien transgrede los límites fijados por Dios peca en verdad contra sí mismo(65:1).

Esto lo confirmó Yusuf (José), la paz sea con él, cuando  la mujer del noble se le acercó para que cometiera adulterio. Dijo Subhanah:

(وَرَاوَدَتْهُ الَّتِي هُوَ فِي بَيْتِهَا عَنْ نَفْسِهِ وَغَلَّقَتِ الْأَبْوَابَ وَقَالَتْ هَيْتَ لَكَ قَالَ مَعَاذَ اللَّهِ إِنَّهُ رَبِّي أَحْسَنَ مَثْوَايَ إِنَّهُ لَا يُفْلِحُ الظَّالِمُونَ) (يوسف:23)

Y [he aquí que] aquella en cuya casa vivía [concibió una pasión por él y] quiso hacer que se entregara a ella; y echó el cerrojo a las puertas y dijo: “¡Ven aquí!”[Pero José] respondió: “¡Dios me guarde! ¡En verdad, mi amo me ha dado una acogida excelente [en su casa]! ¡Ciertamente, no acaban bien los que hacen [semejante] maldad!” (12:23).

El Corán nos informa que los pecados se convierten en una carga para aquellos que los cometen a la hora de rendir cuentas, Dijo Subhanah:

(وَلَيَحْمِلُنَّ أَثْقَالَهُمْ وَأَثْقَالًا مَعَ أَثْقَالِهِمْ وَلَيُسْأَلُنَّ يَوْمَ الْقِيَامَةِ عَمَّا كَانُوا يَفْتَرُونَ)  (العنكبوت:13)

¡Pero si tendrán que asumir el peso de sus propias cargas, y el de otras cargas aparte de las suyas; y ciertamente tendrán que rendir cuentas en el Día de la Resurrección de todas sus falsas declaraciones! (29:13).

2.- No arrepentirse y aplazar el arrepentimiento es una injusticia consigo mismo. Dijo Subhanah:

(وَمَنْ لَمْ يَتُبْ فَأُولَئِكَ هُمُ الظَّالِمُونَ) (الحجرات:11)

Y los que [siendo culpables de ello] no se arrepientan –¡ésos, precisamente, son los malhechores! (49:11)

Tus malas acciones restan de tus buenas acciones y te convertirás pobre en buenas acciones. El profeta saws preguntó: “¿Sabéis quién es el pobre quebrado?”. Dijeron: “Un pobre entre nosotros es el que no tiene ni dírhams ni bienes”. Él dijo: “El pobre (quebrado) de mi comunidad es alguien que vendrá el Día de la Resurrección con oraciones, ayunos y azaque, (pero estará en bancarrota) porque habrá abusado de éste, calumniado a aquél, se habrá apoderado de los bienes de tal otro, habrá derramado la sangre de alguien y golpeado a alguien más. Entonces sus buenas obras serán transferidas a sus víctimas, y si sus buenas acciones no son suficientes para saldar su cuenta, se tomará (descontando) de los pecados de sus víctimas y se le echarán encima (aumentando los suyos), y será arrojado en el Fuego)”. (Muslim).

 

Segundo tipo de la injusticia consigo mismo: la debilidad en las buenas acciones:

1.- Hacer  pocas obediencias: es una injusticia del hombre consigo mismo, porque si no cumples un día, o varios días con tu oración, significa que has dejado escapar recompensas en bien y buenas acciones, en felicidad y en bendiciones, Allah Subhanah Dice en el Corán:

(قَدْ أَفْلَحَ الْمُؤْمِنُونَ * الَّذِينَ هُمْ فِي صَلَاتِهِمْ خَاشِعُونَ) (المؤمنون:1ــ2)

VERDADERAMENTE, la felicidad será de los creyentes: (1) los que hacen su oración con humildad, (23:2)

Y Dijo también:

(وَأَقِمِ الصَّلَاةَ طَرَفَيِ النَّهَارِ وَزُلَفًا مِنَ اللَّيْلِ إِنَّ الْحَسَنَاتِ يُذْهِبْنَ السَّيِّئَاتِ ذَلِكَ ذِكْرَى لِلذَّاكِرِينَ) (هود:114)

Y sé constante en la oración al comienzo y al final del día, y también durante la primera parte de la noche: pues, en verdad, las buenas acciones borran las malas: esto es un recordatorio para todos los que recuerdan [a Dios]. (11:114)

Además si no cumples en pagar el Azaque dejas escapar gran recompensa, Dijo Subhanah:

(‏‏‏‏مَثَلُ الَّذِينَ يُنْفِقُونَ أَمْوَالَهُمْ فِي سَبِيلِ اللَّهِ كَمَثَلِ حَبَّةٍ أَنْبَتَتْ سَبْعَ سَنَابِلَ فِي كُلِّ سُنْبُلَةٍ مِائَةُ حَبَّةٍ وَاللَّهُ يُضَاعِفُ لِمَنْ يَشَاءُ وَاللَّهُ وَاسِعٌ عَلِيمٌ‏ * الَّذِينَ يُنْفِقُونَ أَمْوَالَهُمْ فِي سَبِيلِ اللَّهِ ثُمَّ لَا يُتْبِعُونَ مَا أَنْفَقُوا مَنًّا وَلَا أَذًى لَهُمْ أَجْرُهُمْ عِنْدَ رَبِّهِمْ وَلَا خَوْفٌ عَلَيْهِمْ وَلَا هُمْ يَحْزَنُونَ)‏  (البقرة:261ــ262)

LA PARÁBOLA de aquellos que gastan sus bienes por la causa de Dios es la de un grano que produce siete espigas y cada espiga contiene cien granos: pues Dios dobla la ganancia a quien Él quiere; y Dios es infinito, omnisciente. (261) Aquellos que gastan sus bienes por la causa de Dios y luego no malogran su gasto con reproches y agravios [a los sentimientos de los necesitados], tendrán su recompensa junto a su Sustentador, y nada tienen que temer ni se lamentarán. (2:262).

2.- El abandono de uno mismo es una injusticia, Dijo Subhanah:

 (قَدْ أَفْلَحَ مَنْ زَكَّاهَا * وَقَدْ خَابَ مَنْ دَسَّاهَا) (الشمس:9ــ10)

Dichoso será, en verdad, quien purifique este [ser], (9) y realmente perdido estará quien lo cubra [de oscuridad]. (91:10)

Si se deja sin purificación es una pérdida para siempre, Dijo Subhanah:

(فَخَلَفَ مِنْ بَعْدِهِمْ خَلْفٌ أَضَاعُوا الصَّلَاةَ وَاتَّبَعُوا الشَّهَوَاتِ فَسَوْفَ يَلْقَوْنَ غَيًّا) (مريم:59)

Pero fueron sucedidos por generaciones [de gentes] que abandonaron la oración y siguieron [únicamente] sus pasiones; y estos se encontrarán, llegado el momento, con una desilusión total. (19:59).

 

Conclusión: Oh musulmán has de saber que tener pocas buenas acciones y muchas malas acciones es un desprecio y una injusticia contigo mismo en esta vida y en la otra. Habib Al Ajmi, que Dios se apiade de él, era comerciante. Un día pasó junto a unos muchachos y algunos de ellos dijeron: “Vino quien come la usura”. Y Dijo: “Oh Sustentador mío, hasta los niños se enteraron de mi secreto”,  Así que regresó a su casa y recogió su dinero, y dijo: “Señor, me he comprado a mí mismo con este dinero, así que, libérame”. Cuando se hizo de día repartió su dinero y empezó con la adoración. Un día pasó junto a estos muchachos. Algunos de ellos dijeron: callaos, ha venido Habib el devoto, el justo y entonces Habib lloró. Y Allah ha dicho la verdad cuando Dijo:

(قَدْ أَفْلَحَ مَنْ تَزَكَّى * وَذَكَرَ اسْمَ رَبِّهِ فَصَلَّى) (الأعلى:14ــ15)

En verdad, dichoso será [en la Otra Vida] quien se purifique [en esta], (14) y recuerde el nombre de su Sustentador, y rece. (87:15).

 

Alabado Sea Allah, El Sustentador de todos los mundos.

 

Sobre WebCCIC

Mirar también

Paradas en el mes de Radjab. La elección de Allah Subhanah (1).

Jutbat el viernes 23/04/2018 con Sheij Mahmoud Gaafar Paradas en el mes de Radjab La …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *