Novedades
Inicio / Jutbas / La reconciliación con la vida. La reconciliación consigo mismo(2)

La reconciliación con la vida. La reconciliación consigo mismo(2)

Jutbat del viernes 27/10/2017 con Sheij Mahmoud Gaafar

La reconciliación con la vida

La reconciliación consigo mismo(2)

Introducción: Muchas de las dificultades y problemas de la vida son a causa del litigio de uno consigo mismo a través del abandono y del descuido, perdiendo así la dignidad. Pregunta:¿cómo se reconcilia uno consigo mismo? La respuesta será nuestro tema de hoy.

Primero: haz el bien contigo mismo y serás honrado

1.- Enlázate con Allah y serás feliz: con su recuerdo permanente, en todos los casos, y en todo tiempo y lugar, en la riqueza y la pobreza, en la alegría y la tristeza, tu relación con Allah debe ser en todos los asuntos de tu vida, como Él dijo Subhanah:

(الانعام:162) (قُلْ إِنَّ صَلَاتِي وَنُسُكِي وَمَحْيَايَ وَمَمَاتِي لِلَّهِ رَبِّ الْعَالَمِينَ)

Di: “Ciertamente, mi oración, [todos] mis actos de adoración, mi vida y mi muerte son [sólo] para Dios, el Sustentador de todos los mundos, (Los ganados:162)

Así serás feliz y tu corazón se llenará de alegría y tranquilidad, tal como Dijo Subhanah:

(الأنعام:48) (فَمَنْ آمَنَ وَأَصْلَحَ فَلَا خَوْفٌ عَلَيْهِمْ وَلَا هُمْ يَحْزَنُونَ)

Así pues, quienes crean y vivan con rectitud –nada tienen que temer y no se lamentarán; (Los ganados:48)

2.- El Profeta de Allah, Yunus, la paz sea con él: era de los que alababan y recordaban mucho a Allah. En un acto de desesperación por la guía de su pueblo, se enojó y les abandonó sin el permiso de Allah. Montó en un barco que estaba a punto de hundirse, hicieron una sorteo para designar quien será arrojado al mar y le tocó a él. Lo arrojaron, vivió en la aflicción pero Allah le envió un salvavidas, Dijo Subhanah:

(الصافات:142) (فَالْتَقَمَهُ الْحُوتُ وَهُوَ مُلِيمٌ)

[Y le arrojaron al mar,] donde se lo tragó un gran pez, pues se había hecho culpable. (Los ordenados en filas:142)

Porque le rescató?, el Corán responde:

(الصافات:143ــ144) (فَلَوْلَا أَنَّهُ كَانَ مِنَ الْمُسَبِّحِينَ لَلَبِثَ فِي بَطْنِهِ إِلَى يَوْمِ يُبْعَثُونَ)

Y si no hubiera sido de los que [aun en las tinieblas de su aflicción] proclaman la infinita gloria de Dios, (143) habría permanecido en su vientre hasta el Día en que sean todos resucitados de la muerte: (Los ordenados en filas:144).

Entonces, tu relación con Allah es tu salvavidas en las dificultades y el camino para lograr los beneficios.

Segundo: no te ofendas a ti mismo y tu alma te honrará

1.- Purifica tu interior del mal: si le escoges a tu alma el bien será buena y si le escoges el mal será mala, Dijo Subhanah:

( الشمس7ــ10) (قَدْ أَفْلَحَ مَنْ زَكَّاهَا * وَقَدْ خَابَ مَنْ دَسَّاهَا)

Dichoso será, en verdad, quien purifique este [ser], (9) y realmente perdido estará quien lo cubra [de oscuridad]. (El sol:7-10)

El alma, si la abandonas, te dará la maldad y la arrogancia. Pero si la cuidas bien, te dará el bien y la alegría.

2.- Esta es una historia de un rey que anunció que quien diga una palabra buena tendrá una recompensa de 400 dinares. Un día mientras paseaba vio a un viejo campesino plantando un olivo, le dijo: “¿Por qué estas plantando un árbol que da sus frutos de aquí varios años, y tú eres un hombre mayor te queda poco en la vida?” El viejo granjero respondió: “plantaron para nosotros los que nos precedieron y ahora estamos cosechando, y nosotros plantamos ahora para que los que van a venir pueden cosechar”. Él Rey dijo: Dadle 400 dinares, cogió el dinero y sonrió. El Rey dijo: “¿Por qué sonríes?” Dijo el agricultor: “el olivo da sus frutos después de años y el mío los ha dado ahora”, el rey dijo: “Bien dicho” y le dio otros 400 dinares, el granjero los cogió y sonrió otra vez. El Rey le dijo: “¿Por qué sonríes?” Dijo el agricultor: “el olivo da sus frutos una vez al año y el mío los ha dado dos veces”, el rey le dijo: “Bien dicho” le dio otros 400 dinares, y continúo su paseo con mucha prisa. Sus guardias le preguntaron: “¿por qué te das tanta prisa?” el rey dijo: “Me temo que si continuo con él, todos mis tesoros se acabarán”..

Conclusión: Oh musulmán¡ has de saber que la reconciliación contigo mismo, apartándote del mal y acercándote a Allah, es el único modo en que se te arreglarán tus asuntos y todo lo que tienes a tu alrededor, Dijo Subhanah:

(الانفال:53)(ذَلِكَ بِأَنَّ اللَّهَ لَمْ يَكُ مُغَيِّرًا نِعْمَةً أَنْعَمَهَا عَلَى قَوْمٍ حَتَّى يُغَيِّرُوا مَا بِأَنْفُسِهِمْ)

Así es, porque Dios nunca modifica las bendiciones con las que ha favorecido a una gente a menos que estos se cambien a sí mismos: y [sabed] que Dios todo lo oye, es omnisciente. (Los botines:53)

Alabado Sea Allah, El Sustentador de todos los mundos.

Sobre WebCCIC

Mirar también

La reconciliación con la vida (4)

Jutbat del viernes 10/11/2017 con Sheij Mahmoud Gaafar La reconciliación con la vida   Introducción: …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *